En la convulsa Valencia de principios de los años 30, una joven de fuerte personalidad deberá tomar una decisión vital, seguir el patrón de las mujeres de la época o dejarse llevar por sus propios deseos y cumplir un apasionante sueño. Una imagen en papel llegaría hasta ella en el viejo Puente del Mar. El rostro de una antigua reina de Egipto será la razón que la impulse a adentrarse en su mundo, a pesar de los miles de años que las separan. Grandes peligros se cruzarán en su camino, siendo decisivo el influjo de un inesperado objeto milenario.

Ariadna emprenderá un largo viaje a través del Mediterráneo, rumbo a Alejandría. Desde allí, al interior del lejano Egipto y más allá de sus fronteras, hallando en el camino a personas reveladoras, lugares inhóspitos, sus propios recuerdos y el sorprendente reencuentro con ella misma en medio de profundos desiertos. En torno a ella, los hombres, a un lado y otro del Mediterráneo, y del Nilo; guiada por los impulsos paralelos de una vida partida en dos.